Editorial de Cantabria24horas.com

EL PP DEBE RECONOCER LA CORRUPCIÓN Y LA FINANCIACIÓN ILEGAL Y ACABAR CON LOS PACTOS DE SILENCIO

Enviar a un amigo

EL PP DEBE RECONOCER LA CORRUPCIÓN Y LA FINANCIACIÓN ILEGAL Y ACABAR CON LOS PACTOS DE SILENCIO

"Justifica Esperanza Aguirre su (tercera) dimisión en el reconocimiento de la responsabilidad política por no haber sabido vigilar a su subordinado Ignacio González". "¿No supo vigilarlo o no quiso?". Existían indicios desde hacía tiempo "que apuntaban al enriquecimiento ilícito y proceder irregular de su protegido, cuya carrera política ella promovió y protegió siempre con extremado celo". Al contrario de lo que sostiene Aguirre, la proliferación de casos de corrupción en el PP "no obedece a las conductas moralmente reprobables de unas cuantas personas que buscaban exclusivamente su lucro personal, sino a la existencia de una madeja de corrupción en la que se entrelazan de manera indistinguible la financiación de las campañas electorales del PP, la corrupción de sus más destacados altos cargos y las luchas de poder entre facciones rivales en el PP de Madrid y el PP nacional". El caso del PP, como atestiguan los casos Bárcenas y González "muestra con toda crudeza por qué y hasta qué punto la corrupción es una lacra que corroe y destruye a los partidos". Además de dañar la reputación de los dirigentes de los partidos políticos, la corrupción mina la confianza de la ciudadanía en las instituciones, máxime cuando los partidos, por miedo a asumir el coste de la corrupción, deciden proteger a los corruptos y extender un manto de silencio o impunidad sobre ellos esperando que todo pase y que el tiempo disuelva las responsabilidades. "Es por ello por lo que exigimos que el Partido Popular reconozca de una vez por todas la existencia de redes de corrupción y financiación ilegal dentro de su partido y acabe con los pactos de silencio que han permitido su pervivencia". "Se lo debe a la ciudadanía y a la democracia".

EL PAÍS 12. Editorial

LOS ABUSOS DE GONZÁLEZ TUMBAN A AGUIRRE

La magnitud del escándalo que ha llevado a Ignacio González a la cárcel, que se extiende como una mancha de aceite a medida que se van conociendo datos de la investigación, "hacía imposible la permanencia de Aguirre en la vida política". "Era imposible aguantar la presencia en la cárcel de dos de sus más directos colaboradores". Aguirre "ha cumplido con una obligación" al dimitir por no haber sabido elegir bien a sus más directos colaboradores y por no haber vigilado su gestión como le correspondía. "No está en duda la honradez personal de Aguirre"; aunque "la corrupción política ha campado a sus anchas en la Comunidad de Madrid durante su mandato, sobre ella no pesa ninguna sospecha en las múltiples operaciones que se investigan en los juzgados". La de ayer es la tercera dimisión de Esperanza Aguirre "y será la definitiva". "Se trata de un triste final para la carrera política de una persona carismática, pero que ha estado rodeada siempre de polémica". Su tardanza en asumir sus responsabilidades políticas "ha motivado que abandone la política por la puerta de atrás". Pero "no sería justo soslayar sus éxitos de gestión cuando ha gobernado la Comunidad de Madrid". El PP no quiso valorar ayer la dimisión de Aguirre "y pretende que sea el cortafuegos en la lucha contra la corrupción. Que lo consiga es otra cuestión".

EL MUNDO 3. Editorial

AGUIRRE: UNA DECISIÓN INELUDIBLE

La dimisión de Esperanza Aguirre "es una de las varias consecuencias inevitables que tendrá que soportar el PP por efecto de la corrupción entre sus filas". La posición de Aguirre tras la situación de prisión de sus máximos colaboradores en la Comunidad de Madrid, Francisco Granados e Ignacio González, "se había hecho insoportable principalmente para ella misma, sometida a un escarnio diario, y a continuación para su partido". Aguirre ha reconocido su culpa por no haber elegido bien a sus colaboradores y no haberlos vigilado debidamente. "No es frecuente un ejercicio así de individualización de la responsabilidad política". El "error principal de la expresidenta de Madrid es el mismo que el del Partido Popular: calcular mal los tiempos". La corrupción no quedó saldada políticamente en las elecciones de 2015 y 2016, "sino acallada ante la necesidad urgente de estabilidad política para mantener la recuperación económica". Lo peor de la Operación Lezo es que "avisa al PP de que es posible que queden más casos por aparecer". "Quizá sea el momento de que los populares tomen la iniciativa, se adelanten a los acontecimientos y no duden revisarse todo lo necesario para recuperar el crédito ante los ciudadanos" y de "una renovación política estructural" en el partido, porque "lo importante es que el proyecto de centro-derecha en España resulte fuerte y fiable".

ABC 4. Editorial

ESPERANZA AGUIRRE, FIN DE TRAYECTO

El escándalo de la Operación Lezo, con Ignacio González en su epicentro, "ha acabado tumbando a la que parecía eterna lideresa". Esta dimisión "era ineludible" y "obligada". "Su estrecha y larga convivencia política con quien ha sido hombre de su máxima confianza hace difícil aceptar que ignorara por completo los tejemanejes del político encarcelado". "El adiós de Aguirre le honra" y "señala con toda probabilidad el final de su carrera política". El PP "debería ser el primer interesado en acometer una limpieza integral y, acto seguido, una reforma que impida la reproducción de la hidra". De lo contrario, "seguirá alentando el descrédito que ahora ha propiciado la caída de Aguirre".

LA VANGUARDIA 22. Editorial

LA TERCERA DIMISIÓN DE ESPERANZA AGUIRRE

Desde el punto de vista político, la retirada de Esperanza Aguirre "es otra victoria de Rajoy". Sin embargo, "la aparición sistemática de casos de corrupción en el PP madrileño, que incluyen la financiación del partido, no puede dejar de afectar a la cúpula de Génova". El PP "está cada vez más acorralado por la corrupción, que dista mucho de ser una cosa del pasado".

EL PERIÓDICO 6. Editorial

UNA DIMISIÓN INEVITABLE

La dimisión de Esperanza Aguirre "está dentro de la lógica política y supone su retirada definitiva de la vida pública española". Ha decidido "admitir una responsabilidad política sobrevenida y lo ha hecho, según sus propias palabras, desde el convencimiento de que la lucha contra la corrupción es una labor que incumbe a toda la sociedad y no sólo a los jueces". "Con toda seguridad, los demás partidos tratarán de aprovechar el gesto en beneficio propio", porque la "necesaria lucha contra la corrupción se ha convertido en un arma arrojadiza de la pugna partidista". La decisión de Aguirre "intenta ayudar a regenerar la vida pública española y a devolver a los ciudadanos la confianza en la función de los políticos, tan menoscabada".

LA RAZÓN 3. Editorial

Responsabilidades por aclarar en el Canal (EL ECONOMISTA 3. Suelto) El quebranto del Canal no acaba con la detención de Ignacio González.

El final de la escapada de la Thatcher española (L. MÉNDEZ. EL MUNDO 1,11) Aguirre "no supo ver que tenía que hacer mutis por el foro cuando aún podía hacerlo con alguna grandeza".

"Robar es de tontos e Ignacio no puede ser tonto" (E. LANDALUCE. EL MUNDO 1,8) Aguirre "se ha dado cuenta de que poco tiene que hacer ya en este PP".

La santabárbara (I. CAMACHO. ABC 13) La dimisión de Aguirre "es un alivio inmediato, una descongestión mínima" que "resuelve poco a un PP malparado por la sacudida".

Entre la mentira y la corrupción (J.A. ZARZALEJOS. LA VANGUARDIA 15)

MACRON, ANTE EL RETO DE LAS REFORMAS

Las Bolsas y el euro recibieron ayer con euforia el resultado de las elecciones francesas. "Todo hace ver que el ganador de los comicios presidenciales, Emmanuel Macron, no tendrá problemas para llegar a la presidencia de la República y su discurso fuertemente europeísta y liberal en lo económico hizo respirar a los inversores", que sacan la conclusión de que Marine Le Pen ha perdido la posibilidad de llegar a la presidencia de Francia. Pero no hay que olvidar que un 40% de los franceses votó el domingo por opciones que defienden el Frexit. "Los resultados de Le Pen y Mélenchon demuestran que existe, a izquierda y derecha, una parte de la sociedad desencantada con un sistema que no les ofrece ya credibilidad y al que el Gobierno tendrá que ofrecer alternativas". Macron se presenta como un político que no es de derechas ni de izquierdas y no cuenta con la estructura de un partido implantado territorialmente en todo el país. "Las ambigüedades de su programa y la juventud de su movimiento son los dos principales obstáculos que encontrará para hacer las profundas reformas que requiere un Estado excesivamente burocratizado que necesita políticas liberalizadoras".

EL MUNDO 3. Editorial

MACRON DEBE DEMOSTRAR MODERACIÓN

Los electores franceses "han apoyado un fenómeno aparentemente marginal" como el de Emmanuel Macron, que no es un partido, pero al que "han identificado como el mejor modelo para contener a los extremistas y demagogos de extrema izquierda y extrema derecha". Es la primera vez en la historia de la V República que el centro-derecha no ha logrado pasar a la segunda vuelta y los socialistas, partiendo de una mayoría confortable esta legislatura, "han sufrido una catástrofe". Los electores "han apostado por alguien que ha demostrado moderación y flexibilidad". Macron "debe demostrar que para presidir el país puede pactar con el centro-derecha o el centro-izquierda, manteniendo ejes clave del sistema (ante todo Europa) y creando un clima propicio al consenso e incentivador del reformismo que precisa Francia con urgencia".

ABC 4. Editorial

LECCIONES DE FRANCIA

Satisfacción en Europa: las cifras electorales y los sondeos sugieren una victoria clara de Emmanuel Macron, que ya ha recibido el respaldo de todos los candidatos importantes eliminados en la primera vuelta salvo el izquierdista Jean-Luc Mélenchon, cuya actitud resulta numantina y "es un balón de oxígeno para Marine Le Pen". "Hay un cierto paralelismo con la actitud mantenida en España por Podemos, que tuvo y no aprovechó la llave para bloquear la investidura de Mariano Rajoy". Los resultados "son un duro golpe para el Partido Socialista". El paralelismo con el PSOE "es nítido", comparten "orfandad y desorientación".

LA VANGUARDIA 22. Editorial

MACRON FRENA A LE PEN, PERO NO A SU PROYECTO

Le Pen "se ha convertido en una alternativa real, que ha abierto una brecha en el electorado y, si alguien disputa con expectativas de futuro el Elíseo, ese es el FN". Lo hace además con un discurso "abiertamente antieuropeísta, partidario de salir del euro, de cierre de fronteras y de poner freno a la inmigración". Macron "conseguirá de nuevo cerrar el paso al FN a la presidencia, pero no frenará el impulso de una formación que, sobre todo, se nutre de la antipolítica y de la decadencia de la V República, que no consigue articular un discurso que apoye la mayoría".

LA RAZÓN 3. Editorial

LA ÚLTIMA OPORTUNIDAD DE CONSOLIDAR EL PROYECTO EUROPEO

El resultado electoral francés, si termina colocando a Macron en el Elíseo, "seguramente será la última oportunidad de Europa de esquivar el fatalismo e impulsar el proyecto europeo". Macron, convencido europeísta, "necesita que Alemania mantenga su apuesta por Europa tras los comisiones de otoño, y con un reforzamiento del eje franco-alemán, culminar la Unión Monetaria, crear la unión fiscal y revisar los instrumentos de poder para hacer una unión política operativa y ejecutiva reconocida por toda la ciudadanía". Muy pocos ciudadanos europeos "pueden decir que la UE no le ha reportado beneficios". Esa idea "tiene que ser reforzada y de manera acelerada".

CINCO DÍAS 5. Editorial

Base sólida para el avance del Ibex (EL ECONOMISTA 3. Editorial) El mercado europeo acoge con entusiasmo la victoria de Macron.

Esas dos ahí, maceradas (A. ESPADA. EL MUNDO 2) La derecha y la izquierda de Le Pen y Mélenchon.

Aire fresco (M. CAROL. LA VANGUARDIA 2) El salto de Macron ha sido de cero al infinito. Resulta un europeísta convencido y habla como un estadista.

Nacionalismo contra europeísmo (J. TAPIA. EL PERIÓDICO 13)

Y ADEMÁS…

  • Líderes en déficit (EL PAÍS 12. Editorial) "A pesar de los complacientes anuncios del Gobierno, la estabilidad presupuestaria sigue siendo un problema grave para la economía española". El Gobierno "parece no ver más allá del Presupuesto inmediato; solo pone parches de urgencia a las cuentas de cada ejercicio con el único propósito de salvar la cara ante Bruselas".
  • Carmena quiere gastar sin control (LA RAZÓN 3. Suelto)
  • Flexibilidad para la aplicación de Mifid (EL ECONOMISTA 3. Suelto)
  • El Papa, con los perseguidos (LA RAZÓN 3. Suelto)


Últimas Editoriales: