Banco Sabadell elige Alicante, mientras CaixaBank y Catalana Occidente sopesan su decisión

El banco que preside Josep Oliu abandona la localidad que le da nombre desde su creación en 1881 para anclarse en la legalidad y el respaldo del sistema bancario español y europeo.

Enviar a un amigo
05-10-2017

CAMBIJosep Oliu, presidente del Banco Sabadell (Foto: Banco Sabadell)

El consejo de administración del Banco Sabadell ha decidido finalmente trasladar su sede social a Alicante, tal y como avanza 'Cinco Días', ante la incertidumbre que vive Cataluña por la amenaza de una declaración unilateral de independencia (DUI) por parte del Govern de la Generalitat. El banco que preside Josep Oliu abandona la localidad que le da nombre desde su creación en 1881 para anclarse en la legalidad y el respaldo del sistema bancario español y europeo.

Un camino que podría ser tomado también por CaixaBank que, según varios medios, estaría meditando cambiar urgentemente de sede social a Baleares, para continuar vinculado al entorno y sociedad catalanes. .

Las entidades financieras catalanas temen una huida de depósitos de manera masiva si se produce la independencia y una desafección total entre ambos frentes, Gobierno central y catalán. El Sabadell cayó el miércoles un 5,96%, mientras que CaixaBank cedió un 4,96%. Y aunque ambos trataron de tranquilizar a sus clientes, asegurándoles que protegerán sus "intereses", el temor es alto.

No son los únicos símbolos de las finanzas catalanas que podría abandonar la región: Catalana Occidente podría hacer otro tanto. El diario 'El Mundo' informa de que el presidente de la aseguradora multinacional, José María Serra Farré, habría informando a sus trabajadores de que se tomarán "todas las medidas necesarias para garantizar que su actividad pueda desarrollarse con normalidad, en un marco estable y en un entorno de seguridad jurídica y económica".

Seguirían así los pasos de la biofarmacéutica estadounidense Oryzon y del grupo de telecomunicaciones Eurona, que han visto cómo su respuesta de trasladarse a Madrid ha sido rápidamente recompensada con subidas en sus cotizaciones bursátiles.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, defendió ayer que las empresas y los clientes de los bancos catalanes "no tienen nada que temer", porque, según dijo, la recesión "no se va a producir". Insistió, además, en destacar la "solidez" de las entidades bancarias de Cataluña: "Los bancos catalanes son bancos españoles y bancos europeos, son entidades sólidas".