Más de 5.000 personas secundan la manifestación de UGT y CCOO por las pensiones públicas en Santander

Reiteran su exigencia de revalorizaciones de las pensiones según el IPC y advierten que “seguiremos en la calle”.La manifestación partió desde la Plaza de Numancia y concluyó una hora más tarde en los Jardines de Pereda

Enviar a un amigo
15-04-2018

Cerca de 7.000 personas según la organización y 5.000 según la policía local secundaron hoy la manifestación convocada en Santander por UGT y CCOO en defensa de unas pensiones públicas, que partió poco después de las 12 horas de la Plaza de Numancia y concluyó una hora más tarde en los Jardines de Pereda, donde se leyó a los asistentes un manifiesto conjunto.

El manifiesto, leído por dos representantes de las ejecutivas regionales de las federaciones de jubilados de ambos sindicatos, Victoria Campo (UGT) y María Jesús Cabo (CCOO) alerta al Gobierno español que “seguiremos en la calle en defensa de las pensiones del presente y las del futuro” y reiteró la exigencia de que las pensiones se revaloricen según el IPC.

El escrito conjunto de los dos sindicatos criticaba “las medidas electoralistas que siguen sin abordar el meollo del problema”, en alusión a las propuesta del Gobierno en el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2018, de las que según UGT y CCOO, “de lo importante no dice nada pero, sin embargo, de lo electoralista lo dicen todo”.

Es más, el manifiesto sindical consideraba “poco creíbles” los presupuestos presentados por el Gobierno español “a un año de las elecciones municipales y autonómicas” en las previsiones de sus ingresos y sus gastos, rechazaba que implicaban “un enorme recorte para cubrir los servicios sociales” y sentenciaba que “estaban lejos de las necesidades de los pensionistas y de las personas”.

El manifiesto sindical recordaba que estas medidas anunciadas en los PGE por “el Gobierno del PP y sus aliados de Ciudadanos” están destinadas “sólo a algunas pensionistas y sólo durante un año” y rechazaba que ninguna de ellas haya consensuada en el Pacto de Toledo porque “a ellos les gustan las cosas así, con imposición, no con diálogo”.

 

“Una bolsa de migajas”

“Son una bolsa de migajas”, agregaba el manifiesto en referencia a las medidas planteadas por el Gobierno, tras advertir que “los mismos que las plantean pretenden dividirnos pero no lo van a conseguir porque los pensionistas ni somos tontos ni somos mendigos”.

“Seguiremos en la calle reclamando el derecho constitucional por unas pensiones públicas dignas, reclamando que los pensionistas no sigamos perdiendo poder adquisitivo porque tenemos muy claro que bajar las pensiones es fabricar pobreza”, insistía el manifiesto de UGT y de CCOO.

Los dos sindicatos arremetían en su manifiesto contra el Gobierno porque “está destruyendo el presente y el futuro de este país, fomentando el empleo precario hasta el extremo de que cinco millones de trabajadores no hacen la declaración de la renta por no alcanzar el mínimo mientras aumenta el número de millonarios, 193.000 personas que ya declaran un patrimonio por encima del millón de euros”.