Muy peligroso y veloz el encierro de Núñez del Cuvillo

Dos navarros heridos por asta de toro y otros seis contusionados en un encierro de dos minutos y 40 segundos, tiempo que han tardado en entrar en los chiqueros, los toros gaditanos que han participado antes en siete encierros

Enviar a un amigo
13-07-2017

El séptimo encierro de Sanfermines 2017 ha sido rápido y muy emocionante, con tres toros muy veloces que han encabezado la manada creando peligro. El encierro ha durado dos minutos y 40 segundos porque los toros han dejado atrás a los cabestros y sin su guía han tardado más en entrar en los chiqueros de la plaza de toros. 

Dos mozos heridos por asta de toro y otros seis con contusiones, han sido trasladados al Complejo Hospitalario de Navarra, según datos de los servicios sanitarios.

Funcionamiento y normas de los encierros

El Encierro consiste básicamente en correr delante de 6 toros bravos que todos los días a las 8:00 de la mañana y guiados por pastores y cabestros, son trasladados desde el corral de Santo Domingo hasta la Plaza de Toros, a través de un recorrido, convenientemente vallado, que transcurre por las calles del casco viejo de la ciudad. Son 848,6 metros de carrera tensa y violenta, en la que la posibilidad de sufrir algún percance está presente en todo momento, no sólo por el evidente peligro que generan los astados, también depende de múltiples factores externos, como la gran afluencia de corredores en el recorrido o el propio entorno en el que se desarrolla la carrera.

El Encierro está abierto a todas las personas, mayores de edad, que quieran participar. Obviamente, quien decida correr el Encierro debe hacerlo de forma responsable y respetando siempre las indicaciones de la policía y los pastores, así como una serie de normas básicas, cuyo incumplimiento acarrea una sanción económica para el infractor.

NORMAS:

RECORRIDO DEL ENCIERRO
Santo Domingo, Plaza del Ayuntamiento, Mercaderes, Estafeta, Telefónica, Callejón, Plaza de Toros.

RIESGO
El encierro es una experiencia irrepetible para quienes lo presencian y, sobre todo, para quienes corren delante de los toros. Es un espectáculo que se define por el riesgo y la capacidad física.

INFORMACIÓN
Quien desee correr el encierro y tenga poca experiencia ha de informarse de las características de esta peligrosa carrera y de las medidas de protección que necesariamente ha de adoptar por su seguridad y la de quienes corren a su lado.

PREPARACIÓN FÍSICA
El encierro no es para cualquier persona: requiere serenidad, reflejos y excelente preparación física. Quien no reúna estos requisitos no debe participar. El riesgo es alto.

UN TRAMO
Es imposible hacer todo el encierro, por ello, es necesario elegir el tramo que le resulte más adecuado para la carrera.

MAYOR DE EDAD
No se permite correr a menores de 18 años.

EQUIPO ADECUADO
Es imprescindible, por la propia seguridad, llevar el vestuario y calzado adecuados.

SIN ESTORBOS
Se ha de participar libre de objetos que entorpezcan la carrera, incluidas mochilas, cámaras, teléfonos móviles, etc.

HORA LÍMITE
El acceso de corredores o corredoras al recorrido se cierra a las 7.30 h. El día 7, el sábado y el domingo a las 7.15 h.

POLICÍA LOCAL
Quienes quieran participar en el encierro han de situarse en los espacios delimitados por las barreras de la Policía Local, cuyas instrucciones deben respetarse escrupulosamente en beneficio de la seguridad de quienes participan.

RINCONES Y PORTALES
No se permite, por su especial peligro, resguardarse antes de la salida de las reses en rincones, ángulos muertos, portales o establecimientos situados a lo largo del recorrido.

LÍNEA RECTA
Se ha de correr en línea recta, sin cruzarse ni pararse delante de los toros y corredores.

NO TOCAR
En ningún caso ni en ningún punto del recorrido se ha de citar a los toros, llamar su atención o tocarlos.

SALIDA PREVISTA
Quien corre el encierro ha de prever el punto en el que se va a retirar y lo hará por los laterales del recorrido. No debe pararse súbitamente ni quedarse en el vallado, en un portal o espacios similares, porque entorpece la carrera y las posibilidades de defensa del resto de participantes.

RUEDO DESPEJADO
Al entrar en la Plaza de Toros se refugiará con la mayor rapidez tras el vallado, dejándolo libre para quienes vienen detrás. No citará a los toros y dejará despejado el ruedo para la intervención de pastores y dobladores.