Suances retira la restricción del baño en la playa de La Concha

Los datos han confirmado que la calidad es buena y que las aguas son aptas para el baño. (El límite se sitúa en 500 y el último análisis apenas sobrepasa los 200).

Enviar a un amigo
12-08-2017

El Ayuntamiento de Suances ha decidido retirar las restricción del baño en las playas de La Concha, La Ribera y La Riberuca, una vez que los últimos datos recibidos confirmar que la calidad de las aguas es óptima para el baño.
Según ha explicado el alcalde, Andrés Ruiz Moya, en la tarde de hoy se han conocido los datos de dos analíticas diferentes: una encargada por el Ayuntamiento a una empresa privada; y otro realizado por los técnicos de medio ambiente del Gobierno de Cantabria, que han mantenido una estrecha colaboración con el Ayuntamiento en todo momento. En ambos casos, los datos han confirmado que la calidad es buena y que las aguas son aptas para el baño. (El límite se sitúa en 500 y el último análisis apenas sobrepasa los 200).
En vista de estos datos, el Ayuntamiento ha decidido revocar la restricción del baño adoptada ayer y retomar la normalidad en las playas.

RESTRICCIONES PARA EL BAÑO 

El Ayuntamiento de Suances ha decidido restringir temporalmente el baño en las playas de La Concha, La Ribera y La Riberuca. Una decisión que se ha tomado por recomendación de la Dirección General de Salud Pública y tras recibir un informe en el que se detectaban parámetros biológicos en el agua no alarmantes pero sí más elevados de lo habitual.

Así, nada más conocer los datos, desde el Consistorio se decidió activar el mecanismo preventivo, izando la bandera roja e informando a los servicios de socorrismo, Cruz Roja y Policía.
Además, se han mantenido contactos con los diferentes organismos implicados y se va a proceder durante las próximas horas a realizar varias analíticas de comprobación. En caso de contrastarse que los niveles descienden y se regresa a los parámetros normales, se levantaría la restricción actual.

El alcalde, ha pedido la colaboración a los usuarios de la playa para que respeten estas restricciones de baño y ha lamentado las posibles molestias que se puedan causar.

El motivo más probable de estos resultados está provocado por las fuertes lluvias caídas durante las últimas jornadas, que ha obligado a la empresa Mare a abrir los aliviaderos de la red general de saneamiento Saja - Besaya. De hecho, este organismo ya ha activado el protocolo correspondiente ante estas situaciones.

En cualquier caso, desde el Ayuntamiento ya se ha comprobado que no existen roturas en los colectores municipales y otras circunstancias atribuibles al Consistorio que pudieran haber provocado esta situación puntual.
La previsión es que la situación vuelva a la normalidad absoluta en apenas unos días.

Asimismo, se recuerda que el municipio cuenta con otros arenales aptas para el baño y cuya calidad de las aguas está garantizada, como son: Los Locos, La Tablía y El Sable (Tagle).

Revilla pide informes técnicos sobre las causas de la contaminación

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha solicitado informes técnicos a las direcciones generales de Medio Ambiente y Salud Pública sobre las causas de la contaminación que ayer provocaron el cierre al baño de tres playas en Suances, en aras a determinar las medidas posibles para que esta situación no se vuelva a repetir.

Tras contactar con los departamentos implicados, Revilla ha confirmado que todo apunta a que la razón de los altos niveles de bacterias detectados en las aguas suancinas está en las fuertes lluvias y la adversa meteorología de los últimos días y ha confiado en que hoy mismo se reestablezca la normalidad y las aguas vuelvan a ser aptas para el baño.

Asimismo ha asegurado que no se ha producido ningún tipo de vertido industrial en la ría de San Martín.

NOTA DE ECOLOGISTAS EN ACCION

Durante toda la jornada de ayer, y a través del sistema de megafonía de la Cruz Roja del Mar de Suances, se ha venido informando en lapsos de 10 minutos de la prohibición de baño en la aguas de la Playa de La Concha del municipio de Suances. Situación que se produce por segundo año consecutivo y que tiene su máxima expresión en pleno puente de Agosto, pero que se repite de forma continuada el resto de año.

Ante esta situación se ha convocado, con una antelación de tres horas, una concentración en la propia playa, en la que los ciudadanos de Suances, usuarios de la playa y turistas han realizado una cadena humana que ocupaba la práctica totalidad del kilómetro doscientos metros de longitud que tiene dicho arenal.

Hace ahora un año que ambas asociaciones vienen denunciando la falta de calidad de las aguas de La Ría San Martin, acreditadas ya en infinidad de ocasiones y denunciadas ante las autoridades, tanto municipales como al propio presidente del Gobierno de Cantabria, señor Revilla y la Sra. Vicepresidenta y máxima autoridad medioambiental de Cantabria, Sra. Díaz Tezanos.

La respuesta de todas y cada una de las administraciones ha sido en primer lugar tachar de alarmistas y catastrofistas dichas denuncias, para posteriormente negar cualquier incidencia en el sistema de depuración de las instalaciones que vierten a los ríos Saja y Besaya y Ría San Martin y que confluyen en Suances.

Cejados en ese empeño de demostrar lo que a todas luces es evidente, el empeoramiento de las aguas en La Ría San Martin, exigen ambas asociaciones, ante esta grave situación, la inmediata información por parte de las autoridades de lo sucedido, con total transparencia y asunción de responsabilidades; estos hechos comprometen seriamente la salud de las personas, el hábitat de la Ría San Martin y, turísticamente hablando, la imagen que como destino tiene Suances y Las Playas de Cuchia en el Ayuntamiento de Miengo.

Por otra parte, se solicita sea asumido tanto por los Ayuntamientos afectados, como por parte del Presidente del Gobierno de Cantabria, que sobre este espacio existe un problema que compromete el medio ambiente, la salud y la economía de toda una comarca. El reconocimiento de la existencia de un problema es la base para poder afrontarlo; si la actitud de Ayuntamientos y Gobierno sigue siendo la misma, la solución tendrá un futuro muy lejano.

La incapacidad de los responsables de resolver esta situación y su tozuda actitud de no admitir la situación real de la Ría San Martin, añade una enorme dificultad a la posible resolución del problema.

Ambas asociaciones agradecen a la Cruz Roja del Mar el trabajo de información que está desarrollando con la población, y hace un llamamiento para que todos los ciudadanos se involucren, si cabe más, en la reivindicación de lo que en pleno siglo XXI, es un derecho de todos, el disfrutar de un medio ambiente adecuado.