Los 'populares' piden la retirada de la campaña de los 40 años de Constitución impulsada por la Delegación de Gobierno

"El PSOE ha decidido utilizar una campaña institucional promovida desde la Delegación de Gobierno para mostrar su ideario, su política, sus reivindicaciones con el tono más sectario, sesgado y partidista que ha sido posible".

Enviar a un amigo
05-12-2018

El portavoz del Partido Popular, Iñigo Fernández, ha lamentado el contenido “sesgado y partidista” de la campaña que exhibe en su fachada la Delegación de Gobierno en Cantabria, “ya que parece más bien la conmemoración de 40 años de políticas del PSOE, centrada en reivindicaciones de la izquierda”. Considera Fernández que “media España no se reconoce en esa campaña sencillamente porque el PSOE ha decidido utilizar una campaña institucional promovida desde la Delegación de Gobierno para mostrar su ideario, su política, sus reivindicaciones con el tono más sectario, sesgado y partidista que ha sido posible encontrar”.

En lo referente a Cantabria el uso partidista ha ido más lejos, destacando la implantación de las aulas de 0 a 3 años, “que impulsó una Consejería socialista”, o la llegada de Ryanair. “No aparece la inauguración del Palacio de Festivales, el Parque de Cabárceno o la finalización de las obras de Valdecilla, por poner tres ejemplos bien claros”. Por ello considera el portavoz del PP que se ha convertido la fachada de la Delegación de Gobierno “en un panfleto propagandístico del Partido Socialista”.

Esta campaña demuestra, según señala Fernández, “hasta qué punto el socialismo de Pedro Sánchez, y el socialismo de Pablo Zuloaga está dispuesto a utilizar las instituciones de todos los españoles en su propio beneficio”. “Esta campaña es un error, y debería ser retirada”, afirma Fernández, ya que los 40 años de la Constitución “los hemos compartido todos, y no son patrimonio exclusivo del PSOE. No son 40 años de convivencia lo que se refleja en esa campaña. Son 40 años de políticas socialistas. No son los avances colectivos los que aparecen ahí, sino que aquello en lo que se pone acento son las reivindicaciones de la izquierda durante 40 años”

En definitiva, para Fernández es evidente que hay una facción del partido socialista “que está dispuesta a aprovecharse de las instituciones para su propia promoción personal y política. Que está dispuesta a utilizar las instituciones, a retorcerlas a triturarlas con tal de beneficiarse ellos mismos”.