Los semáforos santanderinos cuestan 1,3 millones los dos próximos años

El contrato incluye el mantenimiento y la reparación de incidencias de toda la red, así como la gestión del centro de control, los paneles con información del tráfico y otros elementos

Enviar a un amigo
07-01-2017

El Ayuntamiento de Santander ha adjudicado a la empresa SICE (Sociedad Ibérica de Construcciones Eléctricas) el contrato de mantenimiento de la red semafórica de la ciudad durante los dos próximos años, unos trabajos a los que se destinarán cerca de 1.373.000 euros.


El contrato incluye las labores de revisión y mantenimiento de toda la red, incluidos los semáforos, balizas y otros elementos, así como la reparación de cualquier incidencia y la gestión de los centros de control.

Según ha explicado el concejal de Medio Ambiente y Movilidad Sostenible, José Ignacio Quirós, la oferta planteada por SICE ha sido la mejor valorada por los técnicos entre las presentadas al concurso, tanto en la valoración técnica, como en lo que respecta a los sistemas de control de calidad, a las mejoras planteadas en el sistema de mantenimiento y a la propuesta económica.


El contrato abarca el mantenimiento integral, conservación y reparación de la red semafórica, y la explotación de la sala de control, las cámaras de televisión y elementos varios del sistema de control centralizado, entre los que se incluyen los radares informativos de telecontrol de túneles y pasos inferiores, y los paneles informativos de tráfico.


Santander cuenta en la actualidad con cerca de 170 cruces regulados por semáforos, con cerca de 830 semáforos instalados en total.


La empresa adjudicataria del contrato deberá hacerse cargo del mantenimiento de todos estos equipos, así como de más de 40 cámaras de control, una veintena de paneles de radar, cinco paneles de información de tráfico, 40 balizas, el centro de control y el centro de control de túneles.

El contrato se adjudica por un periodo inicial de dos años, prorrogable anualmente hasta un máximo de cuatro, con un presupuesto de 617.733 euros anuales.


La empresa adjudicataria ha planteado varias mejoras en la oferta, como la incorporación de un nuevo técnico de campo adicional al personal mínimo que se exigía en la licitación del contrato, y con la dotación también de más vehículos.