Piélagos ya tiene la pasarela colgante sobre el río Pas en Carandía

El puente se ha construido en una zona degran interés para los vecinos y visitantes, además de servir de comunicación peatonal con la población de Zurita y dar servicio a una importante zona de pesca.

Enviar a un amigo
31-05-2016

El consejero de Obras Públicas, José María Mazón, junto con la alcaldesa de Piélagos, Verónica Samperio, en la inauguración de la pasarela colgante metálica sobre el río Pas en Carandía. (Patricia Pereda)

El consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón, junto con la alcaldesa de Piélagos, Verónica Samperio; el director general de Obras Públicas, José Luis Gochicoa, y otros miembros de la Corporación municipal, ha inaugurado la pasarela colgante metálica instalada sobre el río Pas, en el coto La Barca, que ha supuesto una inversión de 350.711 euros.

El puente se ha construido en una zona degran interés para los vecinos y visitantes, además de servir de comunicación peatonal con la población de Zurita y dar servicio a una importante zona de pesca. Este emplazamiento permite un facil acceso peatonal por caminos de uso vecinal.

Para su ejecución ha sido preciso realizar, inicialmente, un levantamiento topográfico del río Pas en el tramo afectado por el proyecto y un estudio del funcionamiento hidráulico del mismo, en la sección donde se ha levantado la pasarela.  Para ello, se han calculado los máximos caudales de avenida, en base a un periodo de retorno de 500 años.

La pasarela cuenta con cuatro cables portantes, apoyados en sendos mástiles metálicos, y anclados en macizos de hormigón. La distancia entre apoyos de los cables es de 7,05 metros y el tablero de la pasarela presenta una anchura útil de 1,55 metros. La longitud total del tablero, sin incluir los tramos de acceso por ambas márgenes, es de 76,54 metros. El tablero tiene un trazado parabólico y su estructura está totalmente galvanizada.

La pasarela se ha dispuesto en la margen oeste a una cota elevada de 2,22 metros, respecto al terreno natural, con el fin de nivelar la diferencia de cota existente entre ambas márgenes y elevarla frente al nivel de inundación.