Rivera uno de los 128 líderes políticos en la reunión del Club Bilderberg

Viajará a finales de esta semana a Turín (Italia) para participar en la 66ª edición del Club Bilderberg, donde ha sido invitado otro año más a participar en el panel que analizará el auge de los movimientos populistas en Europa.

Enviar a un amigo
06-06-2018

El presidente de Ciudadanos (Cs), Albert Rivera, viajará a finales de esta semana a Turín (Italia) para participar en la 66ª edición del Club Bilderberg, donde ha sido invitado otro año más a participar en el panel que analizará el auge de los movimientos populistas en Europa.

Rivera será uno de los 128 líderes políticos, sociales o económicos de 23 países distintos que se darán cita este año en Italia desde el día 7 hasta el 10 de junio. Asimismo, acudirá una representación de primeros ministros, industriales, expertos en finanzas y referentes del mundo de la cultura al más alto nivel.

Además del crecimiento de los partidos populistas, en la reunión de este año se abordarán otros asuntos como el desafío de la desigualdad; los trabajos del futuro; la inteligencia artificial; los acuerdos de libre comercio; el liderazgo de Estados Unidos en el mundo; la situación de Rusia, Arabia Saudí e Irán; el mundo de la post-verdad; y otros temas de actualidad.

Rivera y Sáenz de Santamaría

Es la tercera vez que se invita al líder de Ciudadanos, pero en 2016 delegó esta invitación en su asesor económico, Luis Garicano y en 2017 debutó acudiendo a la localidad alemana de Dresde. Este año también acude la política española Soraya Sáenz de Santamaría, en calidad de vicepresidenta del Gobierno que estaba vigente cuando se hizo la lista de participantes.

Otros españoles que suelen participar como invitados o miembros fijos son Ana Patricia Botín y Juan Luis Cebrián. El Club Bilderberg, que se fundó en 1954, celebra anualmente un encuentro de estas características para tender puentes y fortalecer los lazos entre Estados Unidos y Europa. Dos tercios de los invitados son europeos y el resto, norteamericanos. Entre los asistentes están Durao Barroso, ex presidente de la Comisión Europea, y el veterano Henry Kissinger.

Claves del club

Pero... ¿qué es el Club Bilderberg y de qué se habla en este grupo tan cerrado? Esta reunión privada de las personas más poderosas del mundo, se dice, decide los designios de nuestro mundo globalizado desde 1954. El Club celebra anualmente una conferencia privada durante varios días con más de un centenar de destacados dirigentes mundiales e influyentes personalidades de diversos sectores, que asisten sólo por invitación.

La prensa no tiene ningún tipo de acceso interno. Sus oficinas están en la localidad de Leiden, en Holanda y el nombre procede del hotel en el que tuvo lugar la primera reunión, en Holanda. Se la considera una agrupación con ideología de derecha, y en ocasiones, de extrema derecha.

Desde 2011 es presidido por el empresario Henri de Castries, presidente de la aseguradora multinacional AXA. En el pasado, el ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero fue uno de los invitados en calida de presidente del Gobierno del país que acogía la reunión.

Entre el público acuden personas de alto nivel político y representantes de empresas líderes mundiales y con gran capacidad de influencia. Suelen estar presentes representantes de las petroleras, los bancos más importantes del mundo y gigantes del sector de las telecomunicaciones, como Google.

Tiene página web oficial, una página sin una sola fotografía y mucho misterio, lo cual refuerza su fama de opacidad. De todas formas tienen un hilo directo con la prensa y ofrecen el listado de todos sus participantes.

Teorías conspirativas

En cuanto a su fama, su papel se ha exagerado a lo largo del tiempo con una fama de oscurantismopropia de un club de conspiraciones políticas y económicas. Sí es cierto que los participantes en la conferencia tienen una gran capacidad de influencia en la creación de opinión pública. El grupo Bilderberg es acusado de conspirar para imponer un gobierno mundial, un dominio capitalista y/o una economía planificada.

Sin embargo, Daniel Estulin, autor del bestseller 'La verdadera historia del Club Bilderberg' y de la novela 'Conspiración Octupus', opina que el club que "domina los hilos del mundo". También relata cómo de desafortunada fue la participación de Zapatero en la reunión de 2010 celebrada en el municipio catalán de Sitges. Su intervención "no gustó" a los miembros del club "y le despacharon como a un jefe de una tribu africana". Estulin considera que tuvo un total control de la crisis financiera que estalló en 2007-2008: "Cualquier persona que piense que la crisis es fruto de azar o de una casualidad, simplemente no entiende cómo funciona los mecanismos del poder". Acusó también a "Rockefeller y compañía" por estar "intentando destrozar la economía mundial a propósito" para limitar el acceso de los limitados recursos naturales del planeta.