Edita: Cantabria Ediciones On Line 24 horas. Director: José Ramón SAIZ FERNÁNDEZ
Diario Digital controlado por OJD

"WENDY...PAN."

Por ANTONIO CUBILLAS

Enviar a un amigo


     

          El término síndrome de "Peter Pan", ha sido aceptado, oficializado  en la sicología popular desde la primera edición y publicación  de un libro  que, en las postrimerías del siglo X X , fue escrito por el sicólogo originario de Arizona ( E.E.U.U.), Dan Kiley.  titulado: "The Peter Pan Syndrome: Men Who Have Never Grown Up."
         

          Este complejo síntoma, tendencia o sesgo, alude a un perfil de personas, que han decidido mantenerse en una "infancia sicológica",donde prevalece que  prefieren la comodidad  y pereza para enfrentarse a los desafíos de la vida, justificando y argumentado  que, viven el "día a día" ( "carpe diem" ). Cuando, lo que realmente  sucede es, que les cuesta asumir responsabilidades, comprometerse, tomar decisiones, planificar metas y avanzar hacia ellas.        
                                    
         Son personas, incapaces de enfrentarse a las dificultades optando por la desagana, huida,  fantasía , mentira o, el sometimiento.

         Con un poco de imaginación y, asociando personajes integrados en la obra teatral del escocés James Barrie, me permito centrar la atención en la figura de las singulares niñas,mujeres, señoras que al igual que , en  los ademanes, intereses y conductas, relativas al "síndrome Peter pan" en hombres, me tomo la licencia de equiparar los mismos episodios a el gérenero y opuesto, relativo a  las damas, denominándolo : "síndrome wendy-pan".

           En los prolegómenos  años de la vida humana, los niños  observan, oyen, escuchan, degustan, tocan, se mueven, experimentan , exploran, etc., bajo la atenta mirada, control y supervisión de sus progenitores.Evitando, que cuantas nocivas incidencias o peligros que acechen al "aprendiz", fueren protegidas y reconducidas por éstos.
           Esta inherente actitud de los primeros educadores, que  neutralizan  las sensaciones de peligro  en el "churumbel", se entiende  firme, correcta y coherente. Si bien, cabe recordar,que esta incipiente conducta, promovida por la "nueva singladura" del "protagonista", se torna inseparable como madura, a lo largo de un indeterminado tiempo; que, en las mayores  y comunes de las circunstancias, no tienen fecha de caducidad en lo que y cuanto conciernen a sus procreadores. 

           Todo, pudiera venirse al traste, cuando las adversidades y "pruebas de acceso" que la vida en sí, te presenta , no se encontrasen  a la altura de los  mecanismos de defensa, instrucción y educación, deparardos por  el tándem "maestro/a  y discípulo /a ". Y, sin saber exactamente cuándo ni cómo , ha sobrevenido la tormenta... 

           La "estanqueidad" en las emociones, madurez y la toma de decisiones, se desvirtúan y se convierten en inexpugnables obstáculos, hostiles en sortear. Así como, para avanzar, evolucionar...

           La actual, como  "artificial vida" ,existente en el acostumbrado espacio de confort e ingenua "felicidad" del "mantenido /a," experimenta  un proceso inverso de ignorancia  y frustración, cuando en la "edad  de las posibilidades", se vuelve  estéril, ante  cualesquiera de las espectativas y oportunidades que atisbe, si las pudiera presenciar...

           Es, entonces, cuando los sombríos sentimientos de soledad y dependencia, se apoderan de "peter" y "wendy "..."pan". Siente, piensa y actúa, como si tuviera los mismos años, que cuando sus ascendientes, no le permitieron ni pronunciar "vocablo" alguno, para solicitar libremente, cuanto necesitase.Porque, no era nesario esforzarse: Todo, lo obtenía sin ademán alguno.

           Este "aceptado en la sociedad humana",desea y necesita ser cuidado por otra persona que él/ella, considera precisa y víctima.Presenta dificultad para comprometerse y cumplir promesas.Se ve, incapaz de asumir sus propias responsabilidades, pues obviamente, prefiere que se  lo solventen  otros.Tiene dificultad para proporcionar afecto a otras personas, tanto a adultos como a niños, que no sean los suyos...Presenta dificultad para empatizar con los demás que le superan en disposición y facultades en general; derivando en  un  pormenorizado déficit de habilidades sociales. Tiende al egoísmo, sintiendo que el mundo gira a su alrededor y se ofende cuando esto no ocurre.Presenta dependencia emocional, aunque también puede ser dependiente por otros aspectos como por ejemplo el económico.Elude responsabilidades solidarias,de todo roden, relativas a las que afecta a su interés personal, tornándose huraño/a, descortés y distante. Por contra, se siente facultado /a para gestionar y controlar celosamente sin cónclave alguno, los asuntos económicos y materialistas de cuanto le rodee y asista.Presenta baja autoestima, inseguridad y bajísima tolerancia a la frustración, disfrazado/a de supérflua , arrogante y falsa sonrisa.Exige y necesita, constante admiración, cuidados y excelsa atención a quienes tiene "supeditados".Suelen sentir una gran insatisfacción con sus inusuales  logros; pero, no hacen nada para mejorar su situación.No afronta sus problemas, si bien explotan y someten a las personas de quienes dispone a su lado.Idealiza su distorsionada juventud, cavilando y mirando por encima del hombro, a quienes advierte ser de menos postín que él/ella.

           Todo este  "lastre personal", perjudica con el inexorable paso de los años, a quien lo padece. Sin menoscabo de las escabrosas dificultades que ocasiona indefectiblemente, en las relaciones con los demás.Que primordialmente,recaen en la figuras personales de : "papá y mamá" ; " papá o, mamá" ; "papá o, mamá monoparental", "esposa esclava",    "marido esclavo"; etc,...Eso sí, ellos han aprendido y saben hablar, preguntar, pedir, obviar imponer, etc...Pero, sin "ANGUSTIARSE". Que la vida, está ,muy "chunga", ahí afuera...

           Les invito  que tuvieran la amabilidad de  hacer, más que un esfuerzo de imaginación, tengan a bien, permutar el susodicho término, por el relativo al de la observación... A buen seguro, y más ahora que nunca, podrían descubrir, darse cuenta por doquier, que la realidad supera a la ficción.Tan sólo, basta con curiosear a su alrededor, para toparse con este insólito "perfil", del que sólo me inspira una conjunción de hilaridad, vergüenza ajena y ponderada pena, hacia   las candorosas, inocentes y embabiadas personas, que continúan siendo un estoico y consistente  "yunque", martilleado por un/a inepto/a  "caradura"...

            - Venturoso día -

Otros artículos: