La Clave de Cantabria24horas.com

BRONCA EN EL PP POR EUSKADI

Enviar a un amigo

El País Vasco se ha convertido en una 'espinita' para Génova que ha visto en los últimos tiempos una pérdida progresiva a los apoyos del PP hasta quedarse sin representación en el Congreso por esta circunscripción.

En medio de esta crisis la formación ha arrancado la convención del PP vasco con un cruce interno de reproches.

Una de las apuestas personales del presidente popular, Pablo Casado, reclamaba 'mano dura'. Nada menos que la portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Cayetana Álvarez de Toledo, criticó esta semana la "tibieza" mostrada por la formación ante el nacionalismo al asumir tesis más foralistas.

"Los errores que se cometieron en el PP vasco fueron porque se apartaron de esa consigna de que lo moral es lo eficaz, y se creyó que acercándose a posiciones más tibias, más de contemporización con el marco del nacionalismo se podía obtener un mejor resultado. Ya se ha demostrado que esa posición ha fracasado", aseguró en una entrevista con Federico Jiménez Losantos.

Algo que no sentó nada bien en las filas del PP vasco. El primero en contestar a Álvarez de Toledo fue el barón regional, Alfonso Alonso, quien invitó desde TVE a la diputada a visitar Euskadi para comprobar de primera mano el compromiso de sus militantes.

Más duro se mostró el líder por Gipuzkoa, Borja Sémper. "Mientras algunas caminaban sobre mullidas moquetas, otros nos jugábamos la vida", reprochó a Álvarez de Toledo a su llegada a la convención según recogió la prensa recordando el hostigamiento y las amenazas de ETA sufridas en primera persona.

En este ambiente crispado, Casado, en privado, habría apoyado a Alonso y su estrategia de revitalizar el PP vasco, según desveló él mismo, según 'El País'.

Por su parte, la vicesecretaria general del PP, Cuca Gamarra, ha reivindicado desde la convención la trayectoria del Partido Popular de Euskadi como garante de "la libertad y el Estado democrático".

Últimas claves: