Edita: Cantabria Ediciones On Line 24 horas. Director: José Ramón SAIZ FERNÁNDEZ
Diario Digital controlado por OJD

La Clave de Cantabria24horas.com

UNIDAD SOCIAL Y ECONÓMICA (QUE NO POLÍTICA) ANTE LA UE

Enviar a un amigo

La imagen de este viernes se ha producido en los jardines de La Moncloa, donde el Gobierno y los agentes sociales han escenificado el acuerdo para buscar un pacto para la reactivación económica y del empleo ante los estragos provocados por la pandemia del coronavirus. Aunque no se trata de un acuerdo concreto, es un punto de partida, pero sobre todo, un mensaje claro a la Unión Europea y los partidos de la oposición, con un diálogo que "se aleja del ruido político", en palabras de la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz.

Desde el Gobierno han celebrado el acuerdo con sindicatos y patronal para colaborar en la estrategia de reconstrucción económica del país, aunque los empresarios han dejado claro su rechazo a la anunciada reforma fiscal que conllevaría una subida de impuestos. A pesar de que esta posible subida, que se encuentra en los planes fiscales del Ejecutivo, la patronal ha decidido dar un espaldarazo al Gobierno de cara a la negociación del fondo de recuperación de la Unión Europea.

La imagen del acuerdo social envía también un mensaje a los partidos de la oposición, especialmente al PP, que se mantiene alejado del entendimiento con el Ejecutivo respecto a las ayudas europeas.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha celebrado que con este acuerdo se inicia "un diálogo que debe contribuir a estabilizar nuestra economía en los próximos dos años.economía en los próximos dos años; estamos sentando las bases de una Nueva Economía y necesitamos que nuestros consensos sean lo más amplios posibles; para ello, el papel de los agentes sociales es crucial".

El acuerdo supone poco más que la muestra de disposición al diálogo en la estrategia de reconstrucción económica, por lo que se intensificarán las reuniones entre el Ejecutivo y los agentes sociales para abordar la evolución de los ERTE, la elaboración de un marco para el trabajo a distancia, la búsqueda de un Pacto por la industria y el compromiso de una "transición verde" de la economía. Gobierno, patronal y sindicatos también han acordado abordar de manera conjunta las necesarias adaptaciones para el refuerzo y la garantía de sostenibilidad y suficiencia a largo plazo del sistema público de pensiones, e impulsar medidas eficaces para aflorar la economía sumergida.

El principal desacuerdo gira en torno a la anunciada subida de los impuestos a los tramos altos del IRPF así como del Impuesto de Sociedades que pagan las grandes empresas. Ahí, los representantes de la patronal, han dejado claro que consideran que "no es el momento" de una reforma fiscal en este sentido.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha considerado un "error" la supuesta subida de impuestos, ya que considera que antes de abordar este debate se debe "combatir la economía sumergida, que ahí salen muchos millones". En la misma línea, el presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva, ha advertido de que "la subida a las grandes empresas también repercute en las pequeñas y puede lastrar el crecimiento económico y la inversión".

Además de Sánchez y los representantes de los agentes sociales, a la firma del acuerdo han asistido también los vicepresidentes segundo y tercera, Pablo Iglesias y Nadia Calviño, así como las ministras de Hacienda, Trabajo y Industria yTurismo, María Jesús Montero, Yolanda Díaz, Reyes Maroto, y el ministro de Inclusión y Seguridad Social, José Luis Escrivá.

Tras el acto, en una entrevista en Onda Cero, la ministra de Trabajo ha vuelto a ensalzar la imagen del acuerdo con la patronal y los sindicatos, aunque ha avisado de que "no se puede pedir la extensión de los ERTE y a la vez que se bajen los impuestos".

"El acuerdo de hoy nos da una fuerza única, porque Europa nos ve como un país solvente que emplea los recursos públicos de una forma eficiente, y se aleja del ruido político. Los agentes sociales sí están a la altura de las circunstancias", ha manifestado Yolanda Díaz.

La ministra de Trabajo ha señalado que antes del 30 de septiembre, cuando expira la prórroga de los ERTE, "calibraremos el mercado de trabajo para saber qué sectores necesitan acompañamiento con ERTE más allá de esa fecha; hay sectores que van a gozar de una protección reforzada, porque, aunque han reanudado su actividad, no tienen clientes".

NUEVO PAQUETE DE MEDIDAS PARA LA REACTIVACIÓN ECONÓMICA

El Consejo de Ministros extraordinario de este viernes ha aprobado un Real Decreto-Ley de Medidas Urgentes para apoyar la reactivación económica y el empleo. Este nuevo paquete tiene como objetivo reforzar y acelerar la recuperación que ya ha iniciado la economía tras la crisis provocada por el COVID- 19. Para ello se ponen en marcha medidas que impulsan la inversión y refuerzan la solvencia de las empresas, lo que a su vez dará soporte a miles de puestos de trabajo.

Entre esas medidas se incluye la creación de una nueva Línea de Avales del Instituto de Crédito Oficial (ICO) por importe de 40.000 millones de euros. Esta nueva línea se dirige a impulsar la actividad inversora y fomentarla en las áreas donde se genere mayor valor añadido, en torno a dos ejes principales: la sostenibilidad medioambiental y la digitalización.

Resumen de las medidas aprobadas:

• Se pone en marcha una Línea de Avales del ICO por importe de 40.000 millones de euros para impulsar nuevos proyectos de inversión empresarial
• El objetivo de estos avales es dar cobertura en ámbitos de inversión donde se genere más valor añadido y efecto arrastre
• Se crea un fondo de 10.000 millones, que gestionará la SEPI, para apoyar la solvencia de las empresas estratégicas
• El Fondo de Apoyo a la Solvencia aportará apoyo público de carácter temporal e ingresará en el Tesoro Público cualquier plusvalía o dividendo
• Se aprueba el plan Renove 2020 para la adquisición de vehículos, aplicable a compras desde el pasado 16 de junio
• Se aprueba la moratoria hipotecaria para inmuebles afectos a la actividad turística

Ante el elevado uso de la anterior Línea de Avales (destinada a cubrir las necesidades de liquidez, por importe de 100.000 millones de euros), y el óptimo funcionamiento del modelo de colaboración público-privado, está previsto replicar el modo de aprobación y gestión, con el fin de optimizar los recursos y la capilaridad de la llegada de los fondos al tejido productivo.

Asimismo, el Consejo de Ministros ha aprobado la creación de un Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas. Se trata de un nuevo instrumento que estará dotado con 10.000 millones de euros y cuyo objetivo es aportar apoyo público temporal para reforzar la solvencia de empresas no financieras afectadas por la pandemia del COVID-19. Este fondo estará adscrito al Ministerio de Hacienda y será gestionado a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), ajustándose a la normativa de ayudas de Estado de la Comisión Europea.

 

Últimas claves: