Edita: Cantabria Ediciones On Line 24 horas. Director: José Ramón SAIZ FERNÁNDEZ
Diario Digital controlado por OJD

La Clave de Cantabria24horas.com

LA REVALORIZACIÓN DE LAS PENSIONES

Enviar a un amigo

El Gobierno ha aplicado el IPC como índice de revalorización de las pensiones tras la entrada en vigor de la nueva ley de garantía del poder adquisitivo. De esta forma, las pensiones contributivas suben un 2,5% desde el 1 de enero, mientras las no contributivas se incrementan un 3%. Por primera vez, la pensión media de jubilación alcanza los 1.200 euros al mes.

El Consejo de Ministros ha aprobado la revalorización de las pensiones para el año 2022, que supone la subida efectiva del 2,5% para las contributivas y de las Clases Pasivas del Estado y el incremento del 3% de las pensiones mínimas y de las no contributivas, entre ellas el Ingreso Mínimo Vital. Asimismo, se ha aprobado una paga compensatoria, la conocida como 'paguilla', por la desviación de inflación que se produjo el año pasado.

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha señalado que la revalorización alcanza los 6.500 millones de euros y beneficiará, con efectos desde el 1 de enero, a 11,5 millones de pensionistas, "que podrán mantener su poder adquisitivo".

En concreto, el 2,5% del incremento aprobado para 2022 se corresponde con la inflación promedio de los últimos doce meses hasta noviembre de 2021. Por su parte, la paga compensatoria se ha aprobado porque la inflación, entre enero y noviembre de 2021, superó la proyección con la que revalorizaron las pensiones en ese año (se proyectó un 0,9% y la inflación fue del 2,5%).

Evolución de la nómina de pensiones

La pensión media asciende a 1.082,98 euros mensuales. Esta cuantía, que comprende las distintas clases de pensión (jubilación, incapacidad permanente, viudedad, orfandad y en favor de familiares), ha aumentado en el último año un 5,33%.

La pensión media de jubilación del sistema, por su parte, se sitúa en 1.245,90 euros, un 5,40% más que un año antes. Por regímenes, la pensión media de jubilación procedente del Régimen General es de 1.396,22 euros al mes, mientras que la más baja la registra el Régimen de Autónomos, de 829,56 euros/mes. En la Minería del Carbón, la media de jubilación mensual se sitúa en 2.431,73 euros y es de 1.385,03 euros en el Régimen del Mar.

La cuantía de las nuevas altas de jubilación ascendió en el mes de diciembre de 2021, último dato disponible, a 1.373,80 euros mensuales.

Por su parte, la pensión media de viudedad en vigor en enero es de 774,26 euros al mes (5,11%).

Con fecha 1 de enero, 136.276 pensiones perciben el complemento por brecha de género, de las que el 94,48% corresponden a mujeres (128.753).

El importe medio mensual de este complemento en la pensión es de 62,43 euros. De las 136.276 pensiones complementadas, el 20,02% corresponde a pensionistas con un hijo (27.288), que anteriormente no tenían acceso con el complemento de maternidad. Además, el 47,50% de los beneficiarios cuentan con dos hijos (64.735); el 20,66%, con tres (28.149) y con cuatro hijos, el 11,82% (16.104).

Este complemento de brecha, vigente desde febrero de 2021, consiste en una cuantía fija, tras la revalorización aplicada en 2022, de 28 euros al mes por hijo, que se aplica desde el primer hijo y hasta un máximo de cuatro. Se solicita a la vez que se solicita la pensión.

El ministro ha afirmado que el nuevo marco sobre las pensiones ofrece certidumbre absoluta a los pensionistas y garantiza su poder adquisitivo "indefinidamente y en todo momento" frente al sistema anterior "que ponía el énfasis en los recortes y en la austeridad".

El ministro ha afirmado que se está avanzando hacia el equilibrio presupuestario de la Seguridad Social. La estimación de cierre del déficit de la Seguridad Social en el año 2021 es del 1%, dos décimas menos de la previsión inicial, lo que permite situar el objetivo de déficit para 2022 en el 0,5%.

La causa principal de esta reducción ha sido el refuerzo de los ingresos de la Seguridad Social. En 2021, los correspondientes a cotizaciones sociales han supuesto 132.000 millones de recaudación, un 10% más que en el año 2020 y un 6% más que antes de la pandemia, debido a la buena evolución del empleo -hay 400.000 afiliados más- y al sostenimiento de los salarios.

El segundo mecanismo que contribuye a la eliminación del déficit, ha señalado Escrivá, es que los Presupuestos Generales del Estado están absorbiendo la mayor parte de los denominados gastos impropios -gastos de políticas públicas no contributivas que hasta ahora financiaba la Seguridad Social-, concretamente 13.800 millones en 2021 y 18.300 millones en 2022.

El gasto en pensiones contributivas se mantiene en el 12% del PIB en 2021

La nómina de las pensiones se sitúa en 10.745 millones de euros en enero. Este mes ya se ha aplicado la revalorización de las pensiones contributivas,no contributivas y de las mínimas. Se abonan 9.922.051 pensiones contributivas. El gasto en pensiones se situó en el 12% del producto interior bruto (PIB) en 2021, proporción que se mantiene en el primer mes del año 2022.

pensiones de viudedad se dedican 1.824,99 millones de euros, un 5,43% más que en enero de 2021. La nómina de las prestaciones por incapacidad permanente, por su parte, se sitúa en 985,21 millones de euros (4,45%), mientras que la de orfandad supone 149,06 millones de euros (5,89%) y las prestaciones en favor de familiares, 27,99 millones (8,22%). De las 9.922.051 pensiones contributivas abonadas, un 1,13% más que en el mismo mes de 2021, 6.226.951 son de jubilación, 2.357.080 de viudedad, 952.322 de incapacidad permanente, 341.417 de orfandad y 44.281 en favor de familiares.


Comisión de Seguimiento del Ingreso Mínimo Vital

El Ejecutivo ha regulado la organización y las funciones de la Comisión de Seguimiento del Ingreso Mínimo Vital (IMV), un órgano de cooperación administrativa y de gobernanza de esta prestación que se encargará de seguir su aplicación y desarrollo.

La Comisión se adscribe al Ministerio de Inclusión e incluye a representantes de la Administración General del Estado, de las comunidades autónomas y de los municipios.

Según Escrivá, el objetivo es trabajar conjuntamente y "conseguir que los beneficiarios del IMV, que son las personas más vulnerables y en una situación de exclusión social, puedan entrar en itinerarios de integración sociolaboral y trascender a una situación mejor en la sociedad".

Últimas claves: