Edita: Cantabria Ediciones On Line 24 horas. Director: José Ramón SAIZ FERNÁNDEZ
Diario Digital controlado por OJD

Vox exigirá a PP y Cs que aclaren las relaciones entre la empresa encargada de la difusión del PGS y la periodista encargada de la comunicación del proceso

Así lo ha anunciado Guillermo Pérez-Cosío

Enviar a un amigo
08-07-2020

El concejal de Vox en el Ayuntamiento de Santander, Guillermo Pérez-Cosío, exigirá que el equipo de Gobierno (PP-Cs) “aclare las relaciones existentes entre Paisaje Transversal SLL, empresa encargada de la difusión de la participación ciudadana del Plan General, y la periodista que viene gestionando la comunicación de todo este proceso en nombre de la firma Firenze Comunicación”.

El representante de Vox quiere saber por qué Paisaje Transversal SLL,  domiciliada en Madrid y que hasta ahora no contaba con ningún proyecto desarrollado en Cantabria, “se va embolsar 39.000 euros por tres meses de trabajo, cuando el propio trabajo lo está haciendo la periodista de ‘Firenze que ni figura en su equipo ni está en la relación de personas y entidades que señala que colaboran habitualmente con ella”.

“Lo mismo pasa con la otra empresa seleccionada, la vasca LUR Studio, que cobrará otros 90.750 euros más por la gestión de la participación ciudadana previa a la redacción del propio Plan”, ha añadido.

“Como ya denunciamos en el mes de marzo, en plena pandemia del Covid-19 y cuando la mayor preocupación de todos era la salud, a alguien le entraron las prisas para adjudicar la consulta pública del Plan a esas dos empresas y así se decidió en la Junta de Gobierno Local compuesta por PP y Cs”,  ha criticado el edil.

Asimismo, el concejal recuerda que “existen unas normas muy claras que tratan de evitar el favoritismo y los conflictos de intereses en la contratación pública” y en este caso considera que “es necesario despejar cuanto antes las dudas que están surgiendo y aclarar si se han respetado esas normas”.  

Con independencia de todo ello, esta situación “vuelve a demostrar el abuso en la contratación externa de servicios que resultan innecesarios y que se pagan con el dinero de todos los santanderinos”.