Vuelven las retenciones en la A-67 tras el hundimiento del carril, sin fecha para la finalización de las obras

EL HUNDIMIENTO DEL CARRIL ha obligado al corte total de la circulación, deviándose la circulación por Requejada. La "chapuza" está generando muchos problemas con retenciones en otras vías alternativas.

Enviar a un amigo
09-07-2019

A primera hora de la tarde de ayer se ha comunicado al Ayuntamiento de Torrelavega que, finalmente, la obra tras el hundimiento del carril derecho de la A-67, se prolongará durante varios días, sin que haya una fecha concreto para su finalización. La Delegación del Gobierno informaba de abrir el carril mañana jueves.

El carril, sentido Torrelavega, se ha hundido a primera hora de la mañana de ayer. Según informaron conductores a Cantabria24Horas las retenciones llegaron hasta Boo de Piélagos, situación que se ha mantenido durante muchas ghoras creando grandes perjuicios a quienes tenían que acudir a su trabajo diario. Las retenciones continuan hoy, pero con menor intensidad.

El desprendimiento ha generado un profundo socavón en dicho carril, por lo que ha sido necesario el corte total de dicha calzada, desviándose el tráfico por las carreteras N-611 y CA-330 desde el enlace de Polanco (situado en el P.K. 187,000). El desvío estará debidamente señalizado, y a través de los paneles de mensaje variable de la D.G.T también se avisará de la incidencia.

La circulación de la A-67 con dirección a Santander se realiza con normalidad.

Las tareas de reparación se han iniciado inmediatamente para poder restablecer el tráfico a la mayor brevedad posible. Esta reparación consistirá en la reconstrucción de la plataforma de la autovía desde su base hasta la capa de rodadura.

Ante este incidente en la A-67, el delegado del Gobierno en Cantabria, Eduardo Echevarría, insta a los conductores a evitar en la medida de lo posible dicha carretera para evitar retenciones.

Igualmente, recomienda seguir las indicaciones de los agentes de Tráfico y prestar especial atención a las indicaciones de los paneles informativos para conocer el estado de la carretera.

VISITAS DE AUTORIDADES

El concejal de Seguridad, Pedro Pérez Noriega, acompañado por el Oficial Técnico del Parque de Bomberos, Javier Díez Aguilera, ha visitado la zona de la Autovía A-67 afectada.

Según ha explicado Pérez Noriega, el desprendimiento, ocurrido en torno a las 5 o 6 de la mañana, se ha producido como consecuencia de las lluvias de las últimas horas. Lo sucedido, ha dicho, va a obligar a “replantear” las obras que se vienen realizando.

Respecto a los trabajos que se están efectuando para conseguir reabrir al tráfico el tramo afectado por el desprendimiento a la mayor brevedad posible, ha indicado que “se va a construir una escollera de protección en la zona baja hasta que el muro definitivo una con el otro muro, que quedarán aproximadamente unos 100 metros de un espacio a otro, y que es justo la zona que se ha venido abajo”