Las pérdidas de Sniace se elevan hasta los 3,7 millones en el primer trimestre del año

Se ha completado con éxito en abril uno de los proyectos del Plan Estratégico 2018-2020, la optimización de la turbina de vapor, que permitirá mejorar la producción y la eficiencia energética de la planta de Torrelavega

Enviar a un amigo
15-05-2019

Sniace continúa en el camino marcado por el Plan Estratégico 2020 y en este primer trimestre de 2019 mantuvo su cifra de negocio en un nivel similar al de igual periodo del año anterior, 16,8 millones de euros. En estos tres primeros meses, no obstante, la parada de mantenimiento de la fábrica de celulosa en marzo ha contribuido a elevar los resultados negativos hasta los 3,7 millones de euros.

En el descenso del 39% de los ingresos del segmento de celulosa en este primer trimestre, además de la parada técnica de un mes, imprescindible para el buen funcionamiento y seguridad de la planta, también ha influido el precio de mercado de la celulosa dissolving. Éste ha experimentado una tendencia bajista por las presiones ejercidas por los productores de fibra viscosa y por la reducción del precio de la celulosa papelera.

 

En cuanto a la nueva línea de fibra viscosa (que inició su actividad en diciembre de 2017), todavía está operando por debajo del 75% de su capacidad teórica prevista y no ha alcanzado el índice de calidad mínimo previsto, por lo que el incremento de la cifra de negocio es del 13%. Sniace, fiel a su objetivo de “defectos cero”, continúa trabajando en la mejora de estos datos, sobre todo con proyectos de alto valor añadido como la fibra regular para no tejidos de uso médico/sanitario y la fibra ignífuga o retardante de la llama (Flame Retardant).

Además, la compañía sigue con el proceso de homologación de la fibra regular para uso médico/sanitario en diferentes mercados europeos, ya ha finalizado la ingeniería de detalle de la fibra conocida como micro corte y se están cerrando acuerdos para el suministro de equipos de producción. Un paso más en la senda del Plan Estratégico 2020 que centra la mayor parte del esfuerzo inversor en la fibra viscosa.

En el capítulo de energía, los ingresos se han incrementado un 46% en este primer trimestre. La optimización de la turbina de vapor, que se ha completado a principios de abril, supondrá mayor producción de energía eléctrica, mayor eficiencia energética y un aumento de la seguridad de la operación de la misma.