"En los últimos 10 años ha habido un descenso de 100 agentes y cada vez hay más carga de trabajo", señala Fuentes-Pila

Los concejales regionalistas han mantenido una reunión con los representantes de los principales sindicatos de la Policía Local para interesarse por sus reivindicaciones

Enviar a un amigo
10-07-2019

El portavoz regionalista en el Ayuntamiento de Santander, José Maria Fuentes Pila, ha mantenido una reunión  con representantes de los principales sindicatos de la Policía Local quienes le han transmitido el enorme malestar de la plantilla ante las constantes faltas de respeto e incumplimientos del equipo de gobierno.

Fuentes Pila que ha estado acompañado del concejal regionalista, Jesús Goñi, ha transmitido  a los agentes el total apoyo de su grupo hacia el colectivo que lleva esperando más de diez años una solución que mejore sus condiciones laborales.

“No es de recibido que una ciudad con una densidad poblacional como Santander, en materia de seguridad ciudadana no cuente con un número mínimo de efectivos para poder prestar los servicios que requieren vecinos y visitantes ya que actualmente cuenta con una plantilla absolutamente mermada, la mitad de los agentes que debiera tener”.

Para el portavoz regionalista la actitud de "hartazgo" a la que ha llevado el gobierno del PP a este colectivo, no puede seguir por esa línea, “por el camino de la vulneración de derechos y principios, con faltas de respeto y manipulando información en una clara maniobra de generar crispación social hacia el colectivo”

“Los datos  están ahí y en los últimos 10 años ha habido un descenso de 100 agentes, mientras que por el contrario, cada vez hay más eventos que dar cobertura, más carga de trabajo y más competencias que deben asumir, por lo que abogamos por la puesta en marcha de un cronograma que establezca por un lado la idoneidad de los efectivos de la plantilla y por otro lado, los recursos que reconozca de una vez por todas, los derechos y deberes de los agentes”.

“El PP no puede seguir empleando una política de parches ante un servicio que es puente natural  entre la administración local y los problemas del día a día de los ciudadanos.  Un servicio que gracias al principio vocacional de los agentes se está sobrellevando a consta del desgaste de la plantilla".

Por ello los regionalistas esperan que el equipo de gobierno reconsidere su postura, se  sienta a escuchar y negocie con los agentes.